domingo, 14 de noviembre de 2010

Get Some Go Again

Como tantos otros, Henry Rollins experimentó el clásico viaje del hardcore y el punk al hard rock o al rock a secas que han seguido experimentando grupos y solistas posteriores. (Ejemplo claro es la evolución de los dos grandes del rock escandinavo de finales del siglo pasado y principios de éste, Gluecifer y Hellacopters.) Rollins siempre ha sido un tipo abierto de miras, enemigo de las barreras excluyentes, las que supo ver tras su paso por State Of Alert y Black Flag. Sin renegar de ello, hasta donde yo sé, quiso ampliar su campo de trabajo asumiendo metal, high energy, funk, jazz y todo aquello que le pudiera interesar.

Fundada en 1987, la Rollins Band sufrió varios cambios de formación, pero es con la entrada, a finales de los años noventa, de Jim Wilson, Marcus Blake y Jason Mackenroth (es decir, Mother Superior) cuando el grupo gira hacia un hard rock más cercano a Motörhead y Thin Lizzy (no es casualidad la versión de Are You Ready?) y menos próximo a Black Sabbath. Hay más roll que rock en Get Some Gone Again (2000), para entendernos, pero el sonido sigue siendo duro, contundente. Agresiva pero cristalina, la voz de Henry Rollins se alza protagonista exponiendo sus puntos de vista sobre las cosas con la inteligencia —un tanto cargante para algunos por su tendencia a predicar— y pasión que le caracterizan; el Terminator del rock and roll lidera una Rollins Band imparable cuya originalidad reside en su convicción, en sus agallas y en su pericia interpretativa. Las canciones golpean como un martillo, no dan tregua. Para redondear la jugada, Scott Gorham acompaña al grupo en la apropiación de Are You Ready? a la que hemos hecho referencia, y Wayne Kramer en Hotter And Hotter y la jam final y oculta, un cuarto de hora de funk rock gustoso en el que Rollins saca su faceta de speaker para hablar con ironía, entre otras cosas, del fracaso de tantos que intentan el asalto al estrellato y de antiguas estrellas venidas a menos. Qué mejor compañía que la de dos de los guitarristas más expresivos que ha dado el rock para un álbum en el que las seis cuerdas braman.

Pocas pegas que poner a una banda que juega sus cartas, sabe dónde las juega y se deja todo en el intento. ¿Que el riff de Monster parece sacado de Paradise City? Minucias. Mayor es el expolio en Electric, por ejemplo, y casi nadie pone en duda su categoría. Reproduzcan Get Some Go Again y no querrán que termine. Verán.

6 comentarios:

  1. Vi a esta bestia en un esparrago alla por el 95 0 96 creo y sali flipando. Tanto metal no era lo mio, pero reconozco que disfrute como un enano viendole dejarse la piel a dos grados. Entonces creo que aun era mas rock que roll, :-).

    ResponderEliminar
  2. Este es el único trabajo que tengo de Rollins Band. Pero debo reconocer que no me convenció del todo. Junto a temazos que me entusiasmaron como Ilumination, Get some go again, Hotter and Hotter o Are You Ready? el resto me dejó bastante y algunos no me gustaron.
    Saludos

    ResponderEliminar
  3. Pues sólo les conozco una sola canción (que por cierto me encanta), que es What's the Matter Man, y no tengo idea de que disco es, o si es un clásico de la banda o si es sólo 'un tema mas' de su discografía. No sé si este trabajo que reseñas sea el más indicado para empezar con Rollins Band...

    ResponderEliminar
  4. Madre, te habia olvidado!

    Rollins band y manta ray ni idea.
    El jazz aflamencao ni idea, pero la combinacion suena muy atractiva.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Yo vi a la Rollins Band en directo hace unos nueve años, Eric, y también quedé anonadado por la energía de Henry Rollins.

    Lou, a mí sí me gusta mucho todo el disco. Igual hay canciones mejores que otras, pero la interpretación es tan rotunda que sublima todas.

    Hombre Mojon, a mí eso de empezar con uno u otro trabajo de un grupo no me convence. No pasa nada, por ejemplo, porque el primer disco de los Beatles que escuches sea el doble blanco o "Rubber Soul". Ya tendrás tiempo de valorar su discografía completa cuando la hayas escuchado toda. Además, nadie escucha la discografía completa de todos los artistas existentes, y no pasa nada.

    Aclarado eso, a mí es un disco que me parece muy bueno, yo te lo recomiendo, de verdad, pero eres tú el que tienes que decidirlo, amigo.

    Soyde: Manta Ray es de tu tierra, ¿no conocías al grupo? El de Iturralde que reseñé es magnífico, no te lo pierdas si puedes.

    ResponderEliminar
  6. Debe ser para darme de hostias, pero estoy mas puesto en rock español que en el asturiano, de la tierra me gustan los berrones, sobre los que escribi hace nada.

    ResponderEliminar