miércoles, 30 de septiembre de 2020

'74 Jailbreak

Tiene truco este disco, entre epé y elepé, publicado en 1984 con material antiguo de AC/DC. En efecto, '74 Jailbreak reunía cinco temas de la banda australiana, cuatro grabados a finales de 1974 para el que sería debut de la banda en su país (High Voltage) y uno más extraído de la versión antípoda de Dirty Deeds Done Dirt Cheap y registrado en 1976. Daba igual. La mayoría de fans europeos y norteamericanos no conocían aquellas canciones, así que la aparición de dicho artefacto fue una alegría que recuperaba al vocalista original e irremplazable (Bon Scott) aun cuando el nuevo (Brian Johnson) había liderado al grupo a la sazón en una obra maestra (Back In Black) y dos álbumes muy recomendables (For Those About To Rock y Flick Of The Switch).
 

Jailbreak es el primero de los cortes, curiosamente el mismo título del que abría y nombraba también en 1976 el soberbio elepé de Thin Lizzy, con quien AC/DC comparte trono hard en la segunda mitad de los setenta. Magnífica composición a la que siguen las cuatro de su primer trabajo: una en la que se puede seguir el rastro pop de los Easybeats de los productores Henry Vanda y George Young (You Ain't Got Hold On Me); un explosivo rock and roll  hijo de Chuck Berry (Show Business o la crudeza del negocio musical); lo más cerca que los autores de Powerage, con todos los matices que se quiera, han estado del rock progresivo y la psicodelia (Soul Stripper); y una ardiente lectura del mítico Baby, Please Don't Go que completa '74 Jailbreak y recuerda que, incluso primerizos, los integrantes de AC/DC hacían las cosas de manera formidable. Con Bon Scott al frente y hasta 1979, de hecho, no conocerían rival.

8 comentarios:

  1. Ya sabes que me voy introduciendo en la música de AC/DC desde no hace mucho tiempo, con lo que esta grabación que comentas hoy, además de no ser una de sus grandes referencias, era totalmente desconocida para mí. Tengo en mente adquirir el "Back in Black en breve e ir haciéndome con lo clásico del grupo.
    Ese "Jailbreak" que comentas de Thin Lizzy es una joya parda.
    Abrazos,

    ResponderEliminar
  2. "Back In Black" es colosal, Javier, afortunado serás cuando caigas en sus redes eléctricas. El que comento es buenísimo, aun con las características que digo. Y por supuesto el de Thin Lizzy es imprescindible.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  3. AC DC es una de las grandes bandas que principalmente estaban en los tableros de las aulas de clase, nunca faltaba alguien que escribiera el logo en el pizarron. Habia estampados en las camisietas y logos en muchos lugares como carteras y hasta en las cajas de comida de la cafeteria. Extremadamente muy conocidos en todo el mundo

    ResponderEliminar
  4. Una de las bandas más grandes de todos los tiempos, Hugo; y con Bon Scott, como digo, sin nadie que le tosiera. He hablado mucho de los australianos en el blog.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  5. Siempre he sentido que a partir de aquí ya nada vuelve a ser lo mismo, bueno a mi Flick of the switch no me enloquece, este sí.
    De cualquier manera aquellos años de la banda los colocan como una referencia ineludible en la historia del rock and roll.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Incluso puedes decir, con razón, que a partir de "Back In Black" AC/DC ya no hace ninguna obra maestra. En los setenta, como siempre comentamos, no tenían rival los australianos.

    Un abrazo, Addi.

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué cosa eso de los discos que se editaban en un lado y en otro no!
    Acá en Argentina han llegado cada disco con canciones censuradas que nos enterábamos 15 años después que existían... si alguien no traía los discos "de afuera".

    Tuve el gusto de ver a ACDC en la cancha de river en 2009. Una de las noches que grabaron el DVD... creo que todavía me queda energía de esa noche en el cuerpo.

    Abrazos Gonzalo!

    ResponderEliminar
  8. En el caso de AC/DC, si no me equivoco, hasta "Highway To Hell" no existen versiones idénticas para todos los lados. En España ha pasado lo mismo que por allá, Frodo. Yo he visto a los australianos dos veces aquí en Madrid, en 2001 y 2006.

    Un abrazo, Frodo.

    ResponderEliminar