sábado, 24 de noviembre de 2012

White Light White Heat White Trash


No, no es de la Velvet Underground de quien vamos a hablar. White Light White Heat White Trash (1996), quinto álbum de Social Distortion, alarga en su título el del clásico calambrazo neoyorquino, si bien no busca situarse en la vanguardia rock mediante el uso de la electricidad. Tiene en él, cierto, más peso el hard rock que en anteriores entregas del grupo de Mike Ness, pero seguimos hablando de un rock melódico y romántico que asienta sus raíces tanto en el punk como en el country y en el rockabilly, y es indisociable, en mi opinión, de eso que podríamos llamar la iconografía emocional de los Estados Unidos, América para sus habitantes.

Abren el disco dos temas soberbios,
Dear Lover y Don't Drag Me Down, a los que el resto del trabajo no da réplica similar para mi gusto. Sin embargo, Untitled, I Was Wrong, When The Angel Sings, Crown Of Thorns o Down Here (W/ The Rest Of Us) poseen un nivel muy alto y logran transmitir pasión y fuego al oyente. Quizá sobre la versión punkarra, escondida al final, del Under My Thumb de Jagger y Richards, aunque hay que reconocer que la banda californiana la sabe llevar a su terreno. Digamos que, en general, el conjunto es muy brillante y en nada envidia a su predecesor, Somewhere Between Heaven And Hell.

Poco se prodigará en el estudio Social Distortion desde entonces hasta hoy, pues sólo dos discos han visto la luz en estos dieciséis años. No importa: la excelencia de
Sex, Love And Rock 'N' Roll y Hard Times And Nursery Rhymes —mucho más cerca de Bruce Springsteen que de los Sex Pistols— no ha hecho sino redondear una carrera larga en el tiempo y corta en elepés. Una carrera sin resbalones de la que White Light White Heat White Trash forma parte con orgullo y satisfacción.

8 comentarios:

  1. ¡qué curioso que estuviera yo ahora por escuchar el Cheating At Solitaire de Mike Ness. No he escuchado este disco de SD, lo haré en estos días.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Uno de los grandes discos del Rock and Roll de los 90's, así de claro.

    Mike Ness es un tipo único e irreemplazable, de una estirpe genuina.

    Rock On!

    ResponderEliminar
  3. Los descubró con este pelotazo y me volaron la cabeza desde la primera escucha. las canciones son un pe4pinazo una detrás de otra.
    Intensidad y pasión a raudales.
    Su obra cumbre y que les sitúo entre las mejores bandas de estos últimos 20 años.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  4. Conectados que estamos, querido Jose.

    Sí, Mike Ness es único, Tyla. A mí me gusta mucho "White", pero hay bastantes discos de los noventa que los veo superiores.

    Como digo, Rockland, las dos primeras canciones las veo por encima del resto, aunque éste también muestre, sin duda y como dices, "Intensidad y pasión a raudales". Si me dan a elegir, escogería "Sex, Love And Rock 'N' Roll" como el mejor de sus discos.

    Abrazos, compañeros.

    ResponderEliminar
  5. Ayyy Social Distortion... siempre los recuerdo por su tremenda versión del Ring of fire de Johnny en efectivo, pero he de meterme con ellos a fondo.

    Un abrazo.

    P.D.: Te dediqué una entrada el domingo.

    ResponderEliminar
  6. Ya vi la dedicatoria, gracias cashriñosas. Social D. te va a encantar, prueba con su tercer y homónimo elepé, ahí tienes la versión de tu pecuniario músico.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Clasico en toda regla. Sin duda vivi el momento con este disco, en esa gira los vi dos veces y se convirtieron en basicos en mi vida musical. Saludos, esta linkado en mi blog.

    ResponderEliminar
  8. Hola, Ofersan, también es un grupo muy importante para mí.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar