lunes, 13 de septiembre de 2021

Solid Gold Easy Action

Este single de 1972, rockabilly convertido al glam producido y orquestado por Tony Visconti, sigue la senda marcada unos meses antes por The Slider, tercer elepé de T. Rex con el nombre acortado y sus nuevas maneras musicales, y del que Solid Gold Easy Action bien podría ser un descarte (o un adelanto del posterior Tanx). La canción que sí formará parte de este último es la cara B del sencillo, un Born To Boogie que hacer honor a su título y lleva el boogie y el rock and roll al universo más minimalista de Marc Bolan, sin orquestación y con la guitarra acústica y la eléctrica compartiendo protagonismo. Dos composiciones deliciosas, aunque las tiene mejores, de quien murió joven pero nos dejó un legado en buena parte espléndido.

5 comentarios:

  1. Un buen tema como bien comentas pero que no está entre lo mejor de sus singles.....T REX y Bolan dieron mucha luz al rock,,una pena su muerte, y que antes no supiera al estilo Bowie crecer y abrir sus abanicos musicales.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  2. Tiene canciones mejores, cierto, pero "Solid…" no está nada mal. No solo no abrió su abanico, Victor, sino que su producción última flojea bastante.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  3. Totalmente de acuerdo en lo del rockabilly, aunque a primera escucha no lo parezca. La estructura rítmica de fondo es claramente de ese estilo, sobre todo por el bajo. Me pasa como a Víctor, tampoco veo yo a este single como uno de los grandes, pero tiene su gancho.

    En todo caso lo más significativo de Bolan fue el saber revestir el boogie rock, o el rock and roll, o el rockabilly, o cualquiera de esos ritmos vetustos, en un producto tentador para la nueva generación aplicando una tintura poppie sobre ellos: eso es el glam, un puro tinte para el rock and roll de toda la vida. Bolan es, como Bowie, un músico que entiende el espíritu tanto del rock como del pop. No llegaba a su altura (no supo evolucionar), pero tuvo tres o cuatro años magníficos.

    Saludos mil.

    ResponderEliminar
  4. Yo incidiría aquí en el papel de Toni Visconti, un productor que trabajó junto a las dos grandes estrellas del glam por entonces, aquí mencionados, Bowie y Bolan. Hace demasiado tiempo que no los escucho, pero me da por pensar que Visconti, en un aparte en el club más de moda del Soho, le diría a Marc, oye pendejo, tú lo que tienes que hacer para superar al duque blanco es más joven, más descarado. Casi lo consigue...
    Abrazos,

    ResponderEliminar
  5. Muy buena tu reflexión sobre el glam, así es. No está Bolan a la altura de Bowie, pero los grandes discos de T. Rex poco envidian a lo mejor del duque blanco, Rick.

    Ja ja ja, esa conversación entre Visconti y Bolan huele a verdad por los cuatro costados, Javier. Muy, muy importante la labor del productor neoyorquino.

    Abrazos.

    ResponderEliminar